DAVID CAMERON DE VACACIONES EN LANZAROTE

April 16, 2014

Como en casa. La familia Cameron disfrutó de su primer día en Lanzarote paseando por las calles medievales de la Villa de Teguise, antes de bañarse y practicar el surf bajo un tórrido sol en la espléndida playa de Caleta de Famara. Este bello y ventoso rincón de la «isla de los volcanes» es uno de los destinos preferidos por los aficionados a la práctica del windsurf.

 

David Cameron, enfundado en un traje de neopreno, y con una tabla de surf alquilada para la ocasión, dedicó parte de la mañana del domingo a coger olas con sus hijos, Arthur, Nancy y Florence, mientras su esposa, Samantha, tomaba el sol.Lanzarote, como todas las islas, es ahora mismo un hervidero de turistas internacionales.

 

Teguise, antigua capital de Lanzarote, es uno de los lugares emblemáticos de obligada visita. Allí abre el mayor mercadillo de la isla y constituye, posiblemente, uno de los centros históricos mejor conservados de Canarias. Casi no ha sufrido grandes alteraciones a lo largo de los siglos XIX y XX, y andar por la villa, trazada al estilo medieval, es contemplar «in situ» cómo vivían nuestros antepasados.El primer ministro británico y su familia tomaron un café en un establecimiento de la localidad para luego emprender camino a Caleta de Famara, escenario escogido por Pedro Almodóvar para supelícula «Los abrazos rotos» y lugar de frecuentes escapadas de la familia Rodríguez Zapatero.

 

Desde la llegada de los Cameron a la isla, este sábado a mediodía en vuelo regular de Ryanair, se les ha visto haciendo unas compras en un conocido supermercado de Playa Honda antes de volver a Casa Tomarén, la casa rural del municipio de San Bartolomé donde se hospedan.Los dueños de Casa Tomarén han puesto a disposición de toda la familia, a petición del mandatario, un profesor particular de tenis, porque la intención de David Cameron en estos días de vacaciones de Semana Santa es practicar mucho deporte, entre ellos, el «footing» y el windsurf.Casa Tomarén está situada en el interior de Lanzarote; fue construida en el siglo XVIII y ha sido recientemente restaurada.

 

En un entorno volcánico típico de la isla, la familia descansa en una de las siete casas rurales independientes rodeados de jardines, árboles frutales, huertos y viñedos. Su séquito de seguridad ocupa varias viviendas colindantes; cada una de ellas se levanta en una o dos plantas y cuenta con jardín privado, barbacoa y terraza. La decoración mezcla con elegancia el estilo canario, marroquí y balinés, lo que confiere al lugar un ambiente único para despistar temporalmente las obligaciones de Downing Street. Después de coger olas, los Cameron almorzaron en el restaurante «Casa García» cerca de Caleta de Famara.

Please reload